viernes, 13 de febrero de 2015

Otra historieta con la Nacha !

Ciudad Equis

Una atmósfera familiar

Nacha Vollenweider es la ilustradora del cómic Otra gente, basado en un cuento de Haroldo Conti y que fue premiado en un concurso impulsado por el Fondo Nacional de las Artes. El guion estuvo a cargo de Roberto von Sprecher, su habitual socio.

Por Javier Mattio y José Heinz
0
Nacha Vollenweider y Roberto von Sprecher son los autores de Otra gente, una adaptación en clave de cómic del cuento de Haroldo Conti que lleva el mismo título. Con esta obra, la dupla obtuvo el segundo lugar en el VI Premio Centro Cultural de la Memoria Haroldo Conti, promovido por el Fondo Nacional de las Artes.
Autodenominado Los Mareados, el dúo que conforman la ilustradora y el guionista (además de docente e investigador) suma así un nuevo trabajo a su obra conjunta, una sociedad artística verdaderamente fructífera y a la vez prometedora, a pesar de que (visto desde afuera, claro) sus respectivas edades podrían sugerir miradas distintas del noveno arte.

–¿Por qué eligieron el cuento “Otra gente”? ¿Cómo está tratado en la historieta, tanto en la narración como en la estética? ¿Qué implicaciones tiene haber ganado el premio?
Lo elegimos por varias razones. Una, porque nos parecía que era el cuento que más se podía traducir en imágenes. Luego, porque la lógica del relato es muy particular, no parece tener principio ni fin, se mueve entre recuerdos. Algo como lo que ya habíamos hecho en Ruta 22. Y luego nos gustó mucho la atmósfera, el sol del mediodía que pega en las chapas de la casa de campo… Los contrastes extremos de luz y sombra, todo eso mezclado con lo difusas que son las imágenes de la memoria.

–¿Les interesa particularmente la obra de Haroldo Conti? ¿Qué rescatan de ella?

Sinceramente, el que conoce más la obra de Conti es Roberto. Yo me detuve a leer algunos cuentos para el concurso y, como decía, lo que más me gustó es que en general todos tienen una atmósfera muy particular y a la vez me resultaban muy familiares, no sé por qué. Describe lugares y personas que a veces creo haber conocido
.
–Ustedes ya habían trabajado como dupla guionista-dibujante anteriormente. ¿Cuáles son esos trabajos? ¿Qué es lo que mejor funciona en la dupla? ¿Cómo influye la diferencia 
generacional?

Empezamos a trabajar juntos para mi trabajo final de Licenciatura en pintura de la UNC, ese fue Ruta 22. En ese tiempo, hicimos otras historietas para Llanto de Mudo, Clítoris, La Murciélaga y V de Viñeta. Lo mejor de la dupla es que somos muy flexibles los dos, él aporta desde lo literario y yo desde el dibujo. Hacemos intercambio de propuestas, hasta que queda la que mejor nos parece a los dos. ¿Diferencia generacional? Pero si somos dos niños...
"El tema nos toca muy de cerca porque Roberto tiene varios amigos que ya no están, y yo tengo un tío desaparecido".
–¿Leen historietas parecidas, distintas, cuáles son sus influencias, modelos, mentores? ¿Qué historietistas o artistas resuenan en tu obra?
Bueno, sí, hemos leído mucho a los clásicos argentinos… Pero él sabe más de cómics que yo. Mi formación está muy salpicada por dibujantes y pintores que no son estrictamente historietistas, pero su estilo es muy gráfico como, por ejemplo, Carlos Alonso, Juan Longhini, Lucho Alfei, Felipe Noé, Otto Dix o Käte Kolwitz. Cuando compro historietas me guío más por el dibujo que por el contenido. Soy fan de Muñoz, Guido Crepax, Breccia (padre e hijo), Hugo Pratt, Salvador Sanz, Minaberry, Calvi, Dominique Goblet, Ulli Lust, Mattoti, Stefano Ricci.

–Estás viviendo (al menos hasta ahora) en Alemania, y Roberto en Córdoba. ¿Concibieron el cómic por correo? ¿Cuánto hace que estás allá y por qué, y cómo fue trabajar a distancia?
 –Estoy estudiando ilustración y cómics en la Escuela de Ciencias Aplicadas de Hamburgo (HAW) con una beca del Servicio Académico Alemán (DAAD). Empecé como estudiante invitada con la profesora y artista Anke Feuchtenberger en octubre de 2013, y ahora estoy cursando el Máster en Ilustración hace un semestre. Roberto me mandó un mail en julio, y otros amigos me agitaron para que participara del concurso. Me interesó mucho la idea de interpretar una obra en historieta sobre un escritor argentino, y desaparecido por la última dictadura. El tema nos toca muy de cerca porque Roberto tiene varios amigos que ya no están, y yo tengo un tío desaparecido. Por otra parte, trabajar a la distancia hace todo más impersonal. Sin embargo, como sabemos nuestros tiempos y modos, todo salió muy fluidamente. La diferencia con las experiencias anteriores es que no trabajé desde un guion detallado, sino más sobre un relato, lo cual me permitió dibujar más libremente. Es decir, pude intervenir también en la estructura de la historieta. Y por suerte, salió muy bien.

–¿Cuándo se publica la historieta? ¿Qué otros proyectos tienen por juntos o separado?

La historieta se va a publicar, junto con los otros trabajos ganadores, para la semana anterior al 24 de marzo, por Ediciones de la Flor. Roberto tiene escritos varios cuentos cortos que me gustaría dibujar, ese es nuestro próximo proyecto.